Casa > aguas vivas > Despertar el Amor

“No dejemos de congregarnos, como acostumbran hacerlo algunos…” (Heb. 10:25)

Habiendo ascendido al cielo, Jesús se reúne con el Padre en gozosa comunión.  ¿El primer fruto de su fiesta? ¡Liberar la energía celestial a la tierra dotada de poder para impregnar y hacer nuevas todas las cosas!  Del Dúo Dinámico fluye el Espíritu Santo como la lluvia más dulce — dulce sí, pero penetrante también, mezclándose con nuestra esencia humana y despertándonos a Aquél que nos ama más y más estrechamente de lo que cualquier criatura jamás podría. 

Este don de amor y los muchos dones más pequeños del Espíritu que todos los miembros de Cristo pueden impartir los unos a los otros edifican el Cuerpo (1ª Cor. 12): es por eso que debemos reunirnos.  En pocas palabras, el Espíritu Santo brota en las personas de Jesús que saben que tienen un don que dar y que tienen hambre de los muchos dones que les esperan en la asamblea.

La entrega de dones por parte del Espíritu Santo tiene profundas implicaciones psicológicas.  Dios nos hizo incapaces de estar solos.  El Espíritu del Amor en la Verdad nos invita a unirnos en nuestro dolor por este amor —la necesidad más profunda que compartimos.  Nosotros nos volvemos más humanos en nuestra autoentrega, los unos a los otros.  Y descubrimos lo Divino en nuestro hermano o hermana.  Nos resistimos a la tentación de convertir a nuestros hermanos en ídolos; más bien, los honramos como íconos —mediadores hermosos e imperfectos de Aquél que nos sana y nos salva.

Sin embargo, la mediación humana importa —es así como Él nos hizo— feroz y frustrantemente humanos— y compartimos la responsabilidad común de recibir y dar el don.  Reunidos para impartir, crecemos espiritual y psicológicamente hacia nuestra Cabeza.

¡Eso es Aguas Vivas!  Esa es la corriente vivificante que brota en lo que podría ser el desierto de la vergüenza y el aislamiento basado en el temor.  Nosotros conocemos éste último a través del exilio del pecado —¡dominamos el “distanciamiento social” mucho antes del Covid-19!

Jesús no lo tendrá.  Él nos creó para conectarnos con nuestros hermanos.  A medida que forjamos vínculos creativos, nos convertimos en conductos de Su Espíritu vivificante para con los demás. 

Ahora acecha un virus mortal.  Permanezcan en casa, abran una pantalla, una comunidad de la aplicación Zoom.  No está mal.  Ciertamente, todos nos hemos beneficiado de la tecnología en la Iglesia y podemos sentir que es nuestra única opción.  Otros pueden admitir que los confinamientos hogareños son adictivos y demasiado convenientes.  Quizás queremos una excusa para no aventurarnos mucho más.

Yo los exhorto; levántense.  No desafíen la conciencia —la máscara y la distancia— ¡ok! Pero encuentren formas constructivas y vivificantes de comunicarse.  Sólo obtienen una fracción de la comunidad en la pantalla plana.  Dios te hizo para ofrecer todo tu don a través de la inmersión en la corriente de los creyentes reunidos.

Mi pequeño grupo de Aguas Vivas se reunió cuidadosamente hace un par de semanas.  ¡Una fiesta de proporciones humanas! Ninguno de nosotros se dio cuenta de lo hambrientos que estábamos por la revelación honesta y misericordiosa, los unos a los otros —matices faciales, vocales y corporales que median muchos dones.  “Él ascendió a lo alto…  Él dio dones a los hombres…  para poder llenarlo todo” (Ef. 4: 8-10).

En el Espíritu de Ascensión, estamos procediendo, con valentía y cuidado, con nuestra Capacitación de Aguas Vivas en Kansas City, del 20 al 26 de junio.  Nosotros podemos hacer esto de forma segura y dinámica para cumplir con nuestra misión en este año número 40.  Después de mucho refinamiento en oración, el personal del Ministerio Desert Stream (DSM) cree que ésta será la mejor capacitación para los pocos, los valientes, los pioneros que se aventurarán a “conocer cuáles son las riquezas de la gloria en Su herencia entre los santos”, “la grandeza de Su poder para los que creen…” (Ef. 1:18, 19)

Únanse a nosotros.  Despertemos el amor juntos.

Download PDF

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*